Dependencia emocional: un vacío afectivo difícil de llenar

¡¡¡Hola a todos!!! En este artículo me gustaría retomar el tema de la dependencia emocional visto desde el vacío afectivo, es decir esa sensación de agujero negro imposible de colmar y que tiene sus efectos en muchas áreas de nuestras vidas (amorosa, laboral, profesional, filial ...)   

¿Qué es el vacío emocional?

Cuando hablamos de vacío emocional nos referimos una necesidad insaciable de afecto y amor. La causa de esta necesidad es una sensación de soledad, insatisfacción e infelicidad que  nos ha acompañado desde siempre.
Ésta sensación puede aumentar en situaciones puntuales de nuestras vidas como el nacimiento de un hijo, el duelo de un ser querido, separaciones afectivas, pérdidas de trabajo o estatus, etc.  Podremos sentir el vacío de forma más evidente y los intentos por llenarlo se hacen más frecuentes y generan más frustración.

Sensaciones o comportamientos característicos:

Comparto alguna de estas emociones, actitudes, necesidades y comportamientos que una persona puede tener como consecuencia del vacío emocional :

  1. Una fuerte necesidad de sentirnos acompañados, un rechazo total a la sola idea de la soledad.
  2. Necesidad imperiosa de la aprobación constante de los demás. El valor que tenemos de nosotros mismos depende exclusivamente de lo que especificó y piensan de nosotros nuestro entorno.
  3. Gran miedo al rechazo, al juicio y la no aceptación de nuestra personalidad e intimidad. De esta forma tememos decir lo que pensamos por si ofendemos a alguien ya que implicaría no ser queridos.
  4. Dificultad para poner límites, decir que "no" o tomar decisiones. Al no decir que no, ni tomar decisiones, podemos controlar mejor lo que quiere el otro para así agradarle más y no generar discordia o discusión. Además de los responsables de nuestras acciones porque supuestamente seguimos los consejos o las opiniones de los otros. Esta actitud puede crear mucha frustración y más sensación de vacío.
  5. Falta de respeto a nosotros mismos y nuestros propios deseos. Lo prioritario terminan siendo las necesidades y deseos de los demás produciendo una anulación de la propia persona. Por esto terminamos diciendo que "sí" cuando en realidad queríamos decir que "no".
  6. Tenemos siempre la sensación de que damos más que recibimos, que apreciamos más que lo que nos aprecian.
  7. Entendemos las relaciones amorosas desde el apego, la exclusividad, la sumisión y la fusión.
  8. Pre-existe en nosotros la creencia de que el mundo es hostil y que por esto somos infelices y usamos la queja como forma de victimizarnos.
  9. Esperamos que los cambios vengan dados desde afuera.

Éstas características marcan un sinfín de conductas nocivas tanto para la propia persona cómo para las relaciones de pareja. Así se va perdiendo la propia identidad, autonomía y respeto a sí mismo.
Vemos que si actuamos desde el vacío emocional nuestras conductas pueden terminar siendo adictivas, compulsivas y autodestructivas como formas de buscar llenar el vacío. Y en realidad lo único que queremos en ese momento es sentirnos amad@s.

¿Cómo superar y llenar el vacío emocional?

Trabajar sobre la autoestima:

  • No debemos obedecer ciegamente a lo que nos dicen los demás trabajando la asertividad.
  • No es nuestra obligación tener contentos a los demás ni somos culpables de su enojo o su ira, como los demás tampoco son responsables de nuestra felicidad o frustración. Cada uno de nosotros es responsable de sí mismo.
  • La amenaza de abandono afectivo no implica que nosotros no valemos para ser amados, soy consciente de que cada cual puede amar o no a quien quiera.
  • Recordarnos que tenemos herramientas para tener nuestros deseos y decisiones.
  • No tenemos que ser perfectos para ser amados, ni coincidir en todo lo que pensamos. Animarnos a aceptar que pueden tener aspectos de los demás o de nosotros mismos que no nos gustan y esto no desvaloriza a toda la persona.
  • Aprender a tomar decisiones por nosotros mismos, teniendo en cuenta primero lo que nosotros pensamos, sentimos y queremos. Respetar la decisión de los demás y que estas no afectan a nuestra autovaloración.

Desarrollar la inteligencia emocional:

  • Si tenemos una fuerte sensación de ira, frustración, enojo, miedo vienen de mis vínculos tempranos afectivos que por una u otra razón fueron afectados. Estas emociones se actualizan en el presente. Tenemos la entereza y la fuerza emocional para los ocupantes de ellas.  
  • Darle expresamente un espacio creativo a nuestros pensamientos, emociones y deseos.
  • Utilizar la queja para buscar soluciones factibles colocándolos en un lugar activo frente al cambio.

Resignificar las creencias subyacentes:

Nombro aquí algunas creencias que he podido observar en las sesiones con pacientes aunque no incluye todas. Tu puedes pensar cuales se te activan a ti según las creencias sociales y familiares. 

  • La diferencia no implica rechazo.
  • Tener en cuenta que la frustración, las dificultades y los errores son parte de la vida y el aprendizaje y que no significan que una persona que se equivoca no vale.
  • Expresar tus opiniones y pensamientos no te hace una persona rebelde, irrespetuosa o que te aleje de los vínculos.

Un saludo para todos,
        Psicologa_en_Barcelona_Jaquelina_Pievaroli.jpg 

Jaquelina Pievaroli
Psicoemo - Psicólogo en Barcelona

Ps. Jaquelina Pievaroli

Psicóloga y autora de artículos para la reflexión del Centro "Psicoemo - Psicólogo en Barcelona". Ofrece un espacio para aquellas personas que necesitan un acompañamiento, en este momento de sus vidas, desde la Psicoterapia Individual o Terapia de Pareja. El objetivo es abrir un camino de crecimiento y superación para aprender a vivir mas felices.

¿Qué opinas tu?

Inés Olivero

Gracias Jaquelina. Muy didáctico tu artículo. Solo agregaría que ese vacío, que representa nuestra NADA solo se llena con la vivencia espiritual de estar incluidos en el TODO. La vivencia de haber sido gestados en la Mente Divina y necesarios para desplegar nuestros talentos, esa potencialidad única que vinimos a compartir con la humanidad, y que sólo nosotros podemos entregar.

Reply
Ps. Jaquelina Pievaroli

Hola Ines, gracias por tu aporte, encontrar nuestra propia pasión nos ayuda a centrarnos en nosotros para entregar a los demás. Un saludo

Reply
clyde serresi

lo que escribiste es como el reflejo de mi vida,,,,,gracias por tus consejos

Reply
pau polo

hola Jaquelina Pievaroli me gusto mucho tu articulo. si tenemos que conocer a nosotros mismo y tomar decisiones de lo que realmente queremos en la vida. aunque nos cueste trabajo

soy estudiante de psicologia

Reply
Ps. Jaquelina Pievaroli

Hola Pau, si que es difícil y que lleva tiempo y puedo decirte, por mi experiencia, que cada momento dedicado a conocernos y hacernos cada vez más conscientes y protagonistas de nuestras vidas es una inversión en salud y cada uno lo hará en su modo. Un saludo

Reply
Rodrigo

Muchas gracias por tu trabajo , me veo reflejado en muchas cosas , estoy en el momento de ser consciente lo que esto ha limitado mi vida , ahora falta aprender a como llenarlo desde uno mismo , me encantaría que siguieras escribiendo sobre esto , y de más herramientas para mejorar

Reply